Testimonio de Madre Guadalupe

Muy queridas hermanas y hermanos, lectores y seguidores de nuestra Web, a continuación volvemos a traer a nuestra página un testimonio de la querida Madre Guadalupe, de la Comunidad de Osuna, que ahora se nos adelanta en el camino hacia la Casa del Padre. Con su tránsito nos sentimos más vacías, pero recordamos el gran testimonio de vida que nos dejó y contamos con su intercesión desde el regazo de la Madre Inmaculada.

«¿Quién es Santa Beatriz para ti?
Santa Beatriz… quizás algo complejo o difícil de explicar con palabras, ya que son muchos los sentimientos y vivencias tenidas espiritualmente.

La figura de Santa Beatriz ha sido y es mi forma de vida, mi forma de sentir la vida religiosa, mi entrega hacia mis hermanas; de ella he podido aprender la sencillez, la entrega, la oración, la consagración entera a Dios, saber escuchar la Palabra... Bajo su primicia he ido descubriendo el sentir, el amor de nuestra Madre Inmaculada hacía nosotras.
Santa Beatriz, ha sido mi constitución desde mi llegada a la Vida Religiosa, todo lo que he hecho y sigo haciendo lo encomiendo a su figura y llego a preguntarme constantemente como lo haría ella, para llegar a lo que llegó, a la Santidad, ya que el día a día nos hace olvidarnos en muchas ocasiones de que tenemos que vivir la fraternidad hacia las hermanas, y dejar atrás el egoísmo hacia nosotras.
Santa Beatriz…, ella que teniéndolo todo, lo dejó todo atrás, ni riquezas ni tesoros, ni títulos nobiliarios ni nada material quiso para consigo, sino que empezó una nueva vida, se despojó de cuanto tuvo, para entregarse por completo a Nuestra Madre Inmaculada, de quién recibió el mandato de fundar la Orden de la Inmaculada Concepción, de la cual me siento muy orgullosa de poder pertenecer y poder compartir con mis hermanas esta forma de vida.
Sinceramente hay que sentir por dentro a Santa Beatriz, para poder saber quién es, no solo es leer acerca de ella, sino de sentirla y vivirla.

¿Qué ha aportado a mi vida? El poder profundizar más el conocimiento de nuestra Madre Inmaculada, y trabajar constantemente para vivir sus actitudes, y con ello, intentar conocer más y más la vida de nuestra Madre Beatriz, valiéndome de todos los documentos y libros que he podido encontrar, y gracias a ello he tomado más interés por nuestra vida Monástica, trabajando por el conocimiento de los demás Monasterios y estar disponible para todo lo que ha podido necesitar la orden de mí».

 

Este sitio web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento. Política de privacidad. politica de cookies.

  
ACEPTAR